15 de agosto de 2016

Tesoros Mineros: Ruta de las Peñas Royas.

La Ruta de las Peñas Royas es uno de los principales motivos que me llevó a crear esta sección en la que narrar todos esos tesoros que más o menos conocidos, que se esconden por los recovecos que dibuja la comarca de las Cuencas Mineras de Teruel.

Dando comienzo en la pequeña localidad de Peñarroyas, comparte inicio con otras rutas, como la que nos lleva hasta la localidad vecina de Obón, pero en este caso nos quedaremos con la ruta circular que nos llevará a descubrir un paisaje atípico. Un paisaje en el que los frondosos bosques se ven invadidos por las piedras rojas (llamadas coloquialmente peñas royas en tierras aragonesas) del entorno. Un paisaje en el que deberemos ser uno con el río para poder llegar hasta el final. Un paisaje en el que descubriremos el pasado prehistórico de la zona... un paisaje que no nos dejará indiferentes.
Peñarroyas desde el Barrio de las Eras.Subida al Mirador del Portillo.
Esta excursión, que tal apenas nos llevará completarla unas dos horas y medio, comienza a las afueras de la localidad, en el denominado como Barrio de las Eras. En este primer tramo tomaremos un camino ascendente en el que predominarán precisamente esas peñas royas que dan nombre a la localidad, a la ruta y al entorno.
Nuestra primera parada llegará de la mano del Mirador del Portillo, un saliente en el camino que nos permitirá disfrutar de una impresionante panorámica del terreno. A pesar de que este mirador está debidamente acordonado para poder transitarlo con seguridad, he de advertir que impresiona mucho, así que cuidado aquellas personas que sufran de vértigo.
Desde el Mirador del Portillo.Icnitas del Arcosaurio.
Recién reemprendido el camino nos encontraremos con un nuevo motivo para detenernos, las Icnitas, que dicho así seguramente no os dirán nada, pero para entendernos os diré que son huellas de dinosaurios. Concretamente del Arcosaurio, criatura prehistórica que vivió por estar tierras hace ya algún año que otro.

Tras reanudar el camino (en este tramo nos encontraremos en una posición sobreelevada respecto del grueso del paisaje) llegaremos a un cruce de caminos. Si seguimos recto tomaremos el camino que lleva a Obón, opción que de momento descartamos. En su lugar iremos hacia el camino que se abre hacia la derecha, el que indica como destino los Pozos Boyetes.
El camino se torna descendente a partir de este punto, puesto que nos lleva hasta el curso del Río Martín, el cual deberemos cruzar en más de una ocasión para avanzar en nuestro camino. Así que ya os advierto que llevéis ropa y calzado adecuados porque nos vamos a mojar el culo en más de una ocasión. Y como no, es muy recomendable que llevemos toallas, además de ropa y calzado de recambio, para cuando completemos la ruta.
Ruta de las Peñas Royas, Río Martín.Ruta de las Peñas Royas, Río Martín.
Según vayamos avanzando, tanto en paralelo como a través del río, seremos testigos de unos de los paisajes más preciosos, espectaculares y majestuosos que jamás hayáis podido ver. De nuevo, las peñas royas que dan nombre al entorno serán las protagonistas, con la diferencia de que en este caso nos encontraremos rodeados por estas magníficas piedras, siendo testigos del paso del tiempo y erosión que han ido experimentando.

Al continuar nuestro camino terminaremos dando con los Pozos Boyetes, o al menos eso creo. Este punto no deja de ser más que un caótico conjunto de peñas royas que, aparentemente, bloquean cualquier avance posible. Cuando lleguéis a esta zona, lo primero que os recomiendo es que disfrutéis de absolutamente todo lo que os rodea, quedaréis maravillados. Y lo segundo, que miréis con detenimiento hacia la derecha del Río Martín (tomando como referencia que a la izquierda del mismo estarán las imponentes peñas royas),  puesto que ahí encontraréis la continuación del camino, la cual no está muy bien señalizada.
Os advierto esto para que no hagáis como yo y no terminéis innecesariamente metidos en el río hasta las axilas con los brazos en alto para que no se mojasen la cámara, el móvil y demás cahivaches... o hacedlo, porque al menos, la situación fue bastante graciosa.
Ruta de las Peñas Royas, Río Martín.
A partir de aquí el camino vuelve a tener un desnivel ascendente puesto que debemos "recuperar" todo lo bajado (os recuerdo que el recorrido de esta ruta es circular). Abandonado el río y sus majestuosas peñas royas nos dirigimos hacia el final de nuestra caminata, no sin encontrarnos un nuevo motivo para parar antes de llegar a destino.
Junto al camino (debemos salirnos un poco de él), encontraremos un losa de piedra, debidamente vallada, en la que podremos ver los Grabados Rupestres de Pozos Boyetes. Estos grabados de la Edad de Bronce (catalogados como Bien de Interés Cultural por el Gobierno de Aragón) están clasificados como arte esquemático por la simpleza e irregularidad de sus "trazos", con ciertos toques de abstracción por algunas de las representaciones. El hecho de que los grabados estén realizados de modo superficial provoca que debamos mirar con mucho detenimiento para poder visualizar cualquiera de sus representaciones, las cuales son antropomórficas, de animales o de "figuras geométricas" como círculos o espirales.
Grabados Rupestres de Pozos Boyetes.
Y ya, tras esta última parada y en muy poco tiempo, volveremos a encontrarnos en el Barrio de las Eras, principio y final de esta ruta, de la que espero haberos dado ganas de realizar con esta entrada.

Fuente de las imágenes: propia (sergioski1982).
Fuente de la información: propia.
Tesoros Mineros.
Flickr | Instagram | Facebook | VSCO Grid |

No hay comentarios:

Publicar un comentario